Un año más, la Paz ha concentrado a todo el Colegio en una celebración colorida y entrañable. A ella hemos llegado con un trabajo previo realizado en cada tutoría, donde hemos ido tomando consciencia de lo importante que es vivir en Paz y regalarla a nuestro alrededor.

Cada etapa nos ha ofrecido una canción, un gesto, un cuento… y todos hemos plantado las flores que llevan mensajes de nuestras mejores intenciones de hacer realidad una convivencia en Paz y Armonía.

Para terminar el acto hemos unido nuestras voces proclamando con fuerza que queremos tener un millón de amigos y que haremos todo lo posible para lograrlo.